lunes, 28 de noviembre de 2011



Pequenas cosas con que entretenernos

Ayer encontré un blog que básicamente habla sobre pequeñas cosas que podemos hacer para ahorrar energia y emitir menos CO2 para mejorar el problema del medio ambiente.
Leí varios post donde hablan de cual bombillo es mejor, hacen una comparación rigurosa de las lamparas de luz fluorescente, con las de leds, y los llamados bombillos ahorradores, donde estos últimos salieron ganando.Hablan de los materiales que contienen y de cual es el impacto ambiental de diversos metales mas o menos raros que contienen estos bombillos y cuando plomo tienen, etc.
Por otra parte se ponen a sacar la cuenta de cuanto CO2 se emite a la atmósfera aproximadamente por cada email que se envía. Al final de este post sacan la cuenta que por la cantidad de emails que envía al año un empleado francés, que se comunica con alguien en España contamina mas el medio ambiente que si fuese manejando en carro de hasta España a conocer al español personalmente.
Analizan una nueva tendencia en un vecindario de Mamassachusetts donde los vecinos han cambiado la tendencia antigua de competir entre ellos ostentando cuanto gastan, dejando entrever su nivel social para competir para ver quien es mas ecologico y quien ahorra mas.
Analizan como la psicología de un grupo social puede influir en el ahorro y supuestamente en ese barrio se gasta un determinado por ciento menos de electricidad.
También nos cuentan como en Japon han tomado diversas medidas para ahorrar que pasan hasta por sembrar verduras frente a las casas para crear una barrera verde que supuestamente baja la temperatura de los alrededores unos grados por lo que los vecinos sienten menos calor y se ahorran energía en el uso de aire acondicionado. 
Analizan el ahorro que implica desconectar los cargadores de celulares que una ves cargado el celular muchas veces lo dejamos conectado a la corriente gastando energía inútilmente.
En mi humilde opinión todos esos ejemplos no son mas que entretenimiento, pequeñas cosas en que se entretienen alguna gente para hacerse la idea de que están haciendo algo por el medio ambiente, que están dando su pequeña contribución y quizás eso los hace sentirse mejor como personas. Quizás eso les quite alguna culpa que pueden sentir.
Eso me recuerda una idea de algún racionalizador cubano que "invento" poner detrás de los refrigeradores Input en Cuba unos pedazos de alambritos enrollados alrededor de las tuberías de refrigerante del equipo. Según su cuenta, al aumentar la superficie de intercambio de calor se mejoraba la eficiencia del equipo, que por poco que fuera, multiplicado por las 24 horas del día que trabaja el aparato y multiplicado por la cantidad de gente en Cuba que pudiera usar ese "invento" se llegaba a la conclusión de que en un año se podría ahorrar bastante electricidad.

Esa actitud me parece en cierto sentido similar a la del avestruz que ante el peligro esconde la cabeza. De que sirve que en nuestras vidas personales en nuestra casa ahorremos un Watt aquí y otro allá, mientras existen empresas que desperdician KilloWatts o MegaWatts? Que derraman toneladas de desperdicios en los ríos y en el mar? Se resuelve algo fijándose en los detalles y dejando pasar por alto las mounstruosidades?
No estoy en contra de cualquier pequeño ahorro, pero creo que eso no dejan de ser pasatiempos, entretenimientos, que en el mejor de los casos limpian nuestra conciencia engañándonos a nosotros mismos.
Desgraciadamente asi funcionan muchos seres humanos, he visto barrios residenciales de casonas de mas de 2000 pies cuadrados. donde muchas ocasiones solo vive una pareja y  que no paran la calefacción o el aire acondicionado en todo el dia ni aunque salgan de la casa y que tienen climatización hasta en el garaje. Sin embargo allí los vecinos utilizan bolsas hechas de papel grueso reciclado para botar la basura en ves de las tradicionales bolsas de plastico porque asi creen que estan siendo "ecologicos" y estan salvando el planeta.